Con israelíes como estos, ¿quien necesita enemigos


Por David Mandel Mi Enfoque, Israel

 El régimen actual de Bolivia expresa antagonismo y hostilidad a Israel cada vez que se le presenta la oportunidad, y califica de “asesinos” a los soldados del Ejército de Defensa de Israel.

Bolivia tiene el mérito de que no generaliza. No odia a todos los israelíes. Sólo a la mayoría. Reconoce que hay excepciones que le son simpáticos, tal como Hagai El-Ad, dirigente de la ONG israelí B’Tselem, a quien Bolivia (miembro temporal del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas) ha invitado para que dirija la palabra, en nombre de su organización, al Consejo de Seguridad el jueves 18 de octubre, durante la reunión mensual dedicada al Medio Oriente.

¿Qué es la organización B’tselem, y por qué, según Bolivia, merece ese honor?

El objetivo de B’tselem, según lo expresa su página WEB, es trabajar por un futuro en el cual los derechos humanos, la democracia, la libertad y la igualdad se aplican tanto a israelíes como a palestinos. Por lo menos, esa es la teoría. En la práctica, B’tselem nunca ha mencionado, mucho menos criticado, un acto palestino, sea acuchillamientos, suicidas bombas, tirar piedras a vehículos, masacrar a familias enteras, enviar globos incendiarios, disparar cohetes a pueblos fronterizos. Su verdadero objetivo es calumniar y demonizar a Israel.

B’tselem fue fundado en 1989 por un grupo de izquierdistas, la mayoría de ellos del partido Meretz. Su millonario presupuesto anual es financiado principalmente por gobiernos extranjeros. En el año 2017 recibió un millón trescientos mil dólares, procedentes de la Unión Europea, Suecia, Suiza, Dinamarca, Francia, Gran Bretaña, Irlanda, Alemania y otros.

Algunas de las recientes actividades de B’tselem, de sus empleados y activistas:

·         B’tselem dio información, no fundamentada, contra Israel en las investigaciones de las Naciones Unidas de las guerras con Hamas del 2009 y del 2014.

·         En noviembre del 2017 una funcionaria de B’tselem responsabilizó a Israel por el abuso sexual que sufren los niños palestinos en Gaza.

·         En enero del 2016 un empleado árabe de B’tselem y un activista de la organización informaron a las autoridades palestinas que un palestino quería vender su tierra a judíos, a sabiendas de que la Autoridad Palestina castiga ese acto con la pena de muerte.

·         En el año 2014 uno de los empleados de B’tselem le dijo al escritor Tuvia Tenenbom (que reportó la conversación en su libro “Atrapa al judío”) que el Holocausto era una mentira.

·         Jessica Montell, la ex jefa de B’tselem, declaró que el apartheid en la Cisjordania era peor que el que hubo en Sud África.

·         En abril del 2010, una activista, Lizi Sagie, declaró que el Día Memorial de los Soldados Caídos era un circo pornográfico, que Israel está cometiendo las más terribles atrocidades en la historia de la humanidad, que ha adoptado los valores nazis, y que utiliza el Holocausto para recibir beneficios internacionales.

PD. Ayer jueves 18 de octubre el jefe de B’tselem aprovechó la oportunidad de hablar en el Consejo de Seguridad para demonizar a Israel. El Embajador de Israel en las Naciones Unidas contestó acusándolo de colaborar con el enemigo.

Fuentes:

https://www.btselem.org/  y  https://www.ngo-monitor.org/ngos/b_tselem/
Share on Google Plus

0 comentarios:

Publicar un comentario