Boicot a un España-Israel de waterpolo femenino en Barcelona

Presiones de la CUP y del grupo catalán de Boicot a Israel (BDS) obligan a alterar la sede del encuentro, previsto este martes en Molins de Rei (Barcelona)


Las selecciones femeninas de waterpolo de España e Israel tienen un partido este martes. El encuentro corresponde a la segunda jornada de la Liga Mundial. Pero este lunes todavía no se sabía dónde se iba a disputar. Aunque el escenario previsto para el choque eran las instalaciones del CN Molins de Rei, en Barcelona, los responsables han preferido negar a ambas selecciones la piscina municipal por las presiones del grupo catalán de Boicot a Israel (BDS) y la CUP.

El partido político de extrema izquierda apoya la campaña contra Israel promovida por BDS Cataluña. Y entre ambos propiciaron que los organizadores del encuentro renunciaran a celebrar el partido en la localidad barcelonesa por motivos de seguridad y ante la amenaza de disturbios.

La razón por la que España e Israel no jugarán en la piscina de Molins de Rei es la misma por la que el encuentro seguía este lunes sin localización. La última posibilidad que barajaba la Federación Española (RFEN) era la celebración del partido en el Centro de Alto Rendimiento (CAR) de Sant Cugat, aunque la última decisión la tomarán los responsables de seguridad.

Los organizadores plantearon la posibilidad de que el partido se disputase el día y a la hora prevista, las 20.45, pero en la piscina de Sant Jordi, en Barcelona. Si bien el anuncio de una concentración de la BDS bajo el lema “No eres bienvenido”, en referencia al equipo de waterpolo israelí, y la presión ejercida por la CUP en el Ayuntamiento de Barcelona obligaron, de nuevo, a cambiar de plan.

Petición a Colau

La concejal municipal de la CUP-Capgirem, Eulàlia Reguant, hizo una petición al Gobierno municipal que dirige Ada Colau para que no cediera las instalaciones del Sant Jordi. “Las selecciones deportivas son herramientas de construcción nacional, y en el caso de Israel se trata de una construcción nacional forjada a sangre y fuego en territorio colonizado”, afirmó Reguant. Además, la CUP llamó a participar en una acción de protesta organizada por colectivos de apoyo al pueblo palestino por el “nivel de opresión total” que ejerce sobre ellos el estado de Israel, dijo Reguant.

La semana pasada, el Barcelona de baloncesto recibió al Maccabi de Tel Aviv en el Palau Blaugrana en un partido correspondiente a la quinta jornada de la Euroliga. A la cancha asomó alguna bandera palestina, pero el enfrentamiento se desarrolló con total normalidad.

Fuente: El País
Share on Google Plus

0 comentarios:

Publicar un comentario