SIGUEN LAS PROFANACIONES ANTIJUDIAS EN POLONIA

Y se suman a una larga lista de hechos de este tipo. Cruces eszvasticas e insignias del Isis aparecieron pintadas en un cementerio judío en la localidad de Zuchov. También en un monumento recordatorio de la Shoa apareció un grafitti con un Maguen David ahorcado en un patíbulo. También había otras pintadas que decían " Muerte a Polonia e Isis vive ". Se trata de un cementerio que ya fue profanado en 2015.
Los judíos en la ciudad de Zuchov vivieron  allí desde hace 650 años hasta que los nazis los genocidaron..
Antes de la segunda guerra vivian  4.000 judíos. Luego de la misma, ninguno volvió.El cementerio estaba semiabandonado y descuidado y sin vigilancia alguna.




Share on Google Plus

0 comentarios:

Publicar un comentario