Irán confirma 50 muertes por coronavirus en la ciudad de Qom

Unas 50 personas han muerto en la ciudad iraní de Qom a causa del nuevo coronavirus este mes, informó el lunes la agencia de noticias semioficial ILNA de Irán.


La nueva cifra de muertos es significativamente más alta que el último número de casos confirmados de infecciones que las autoridades iraníes habían reportado apenas unas horas antes y que se situó en apenas 12 muertes de 47 casos, según la televisión estatal.

Un legislador de Qom, Ahmad Amiriabadi Farahani, fue citado en ILNA diciendo que más de 250 personas están en cuarentena en la ciudad, que es un lugar popular de estudio religioso para los chiítas de todo Irán y otros países.

Dijo que las 50 muertes se remontan al 13 de febrero. Irán, sin embargo, informó oficialmente de los primeros casos del virus y sus primeras muertes el 19 de febrero.

Hablando con ILNA, Farahani dijo que la situación en Qom “no es buena”.

“Creo que la actuación de la administración en el control del virus no ha tenido éxito”, dijo, refiriéndose al gobierno del presidente Hassan Rouhani.

“Ninguna de las enfermeras tiene acceso a los equipos de protección adecuados”, dijo Farahani, añadiendo que algunos especialistas de la salud habían dejado la ciudad. “Hasta ahora, no he visto alguna acción particular para enfrentar al coronavirus por parte de la administración”.

El nuevo coronavirus se originó en China alrededor de diciembre. Existe la preocupación de que las agrupaciones en Irán, así como en Italia y Corea del Sur, podrían señalar una nueva etapa seria en su propagación mundial.

Las autoridades de Irán han cerrado las escuelas en gran parte del país por segundo día y a medida que los países vecinos informaron sobre infecciones de viajeros procedentes de Irán, varios de ellos cerraron sus fronteras a los ciudadanos iraníes.

El número de muertes comparado con el número de infecciones confirmadas por el virus es mayor en Irán que en cualquier otro país, en comparación con los índices de China y Corea del Sur, donde el brote está mucho más extendido.

Los funcionarios de salud iraníes no saben si los trabajadores sanitarios de Qom que entraron en contacto por primera vez con personas infectadas tomaron medidas de precaución para tratar a los que murieron a causa del virus. Irán tampoco ha dicho cuántas personas están en cuarentena en todo el país en general.

Kuwait anunció el lunes sus primeros casos del virus, diciendo que se confirmó que tres viajeros que regresaban de la ciudad nororiental de Mashhad, Irán, estaban infectados con el coronavirus.

Irán, sin embargo, no ha informado aún de ningún caso confirmado del virus en Mashhad, lo que plantea interrogantes sobre cómo el gobierno está llevando a cabo las pruebas y las cuarentenas.

Irán ha confirmado casos hasta ahora en cinco ciudades, incluyendo la capital, Teherán. Un alcalde local de Teherán está entre los infectados y en cuarentena.

Kuwait ha estado evacuando a unos 750 ciudadanos de Irán y sometiéndolos a pruebas al entrar en el país después de decir que Irán había prohibido a sus trabajadores médicos realizar pruebas a los viajeros en una terminal de salida de Irán, a pesar de que se había acordado hacerlo.

Las tres personas que regresan de Irán a Kuwait y que estaban infectadas con el virus están siendo tratadas en Kuwait y fueron identificadas como un varón kuwaití de 53 años, un varón saudí de 61 años y el tercero no fue identificado excepto como un joven de 21 años. La noticia fue reportada por la Agencia de Noticias de Kuwait citando al Ministerio de Salud de Kuwait.

El Ministerio de Salud de Bahrein también informó el lunes del primer caso de COVID-19 en el país después de que un “ciudadano que llegaba de Irán era sospechoso de haber contraído el virus basándose en síntomas emergentes”.

El paciente fue transferido a un centro médico para “pruebas inmediatas”, que resultaron positivas para la infección, añadió el ministerio.

También se han confirmado viajeros iraníes con el virus en Canadá, Líbano y los Emiratos Árabes Unidos.

El brote en Irán se ha centrado principalmente en la ciudad de Qom, pero se ha extendido rápidamente en los últimos días, ya que los iraníes fueron a las urnas el viernes para las elecciones parlamentarias nacionales, con muchos votantes que llevaban máscaras y se abastecían de desinfectante para las manos.

Irán ya se enfrenta al aislamiento diplomático y económico bajo la presión de los Estados Unidos. El virus amenaza con aislar a Irán aún más, ya que los países cierran sus fronteras a los iraníes.

Los aficionados al fútbol de todo el país no podrán asistir a los partidos, y los espectáculos en cines y otros lugares fueron suspendidos hasta el viernes. Las autoridades han comenzado a sanear diariamente el metro de Teherán, que es utilizado por unos 3 millones de personas, y los vehículos de transporte público de la ciudad.

Fuente: Israel Noticias
Share on Google Plus

0 comentarios:

Publicar un comentario