Maduro ha dado más de 10.000 pasaportes a terroristas de Hizbolá desde el año 2010

Lo ha denunciado el diputado Carlos Paparoni, Comisionado contra el Terrorismo y el Crimen Organizado nombrado por Juan Guaidó


El régimen de Nicolás Maduro ha emitido unos 10.370 pasaportes venezolanos a nacionales de Siria, Líbano e Irán, vinculados al grupo islámico Hizbolá, catalogado como una organización terrorista por los EEUU, según ha denunciado el diputado Carlos Paparoni, Comisionado contra el Terrorismo y el Crimen Organizado.

El recién nombrado comisionado por el presidente interino Juan Guaidó presentó un voluminoso expediente sobre las evidencias documentales de los grupos terroristas que operan en Venezuela ante los miembros del Tratado Interamericano de Asistencia Recíproca (TIAR) en la sede de la OEA este viernes.

La reunión se realizó en Washington a puertas cerradas pero el diputado Paparoni fue entrevistado por la Voz de América (VOA) donde amplió detalles de la actuación de los grupos terroristas.

Desde 2010 comenzó la irregularidad cuando Nicolás Maduro era apenas el canciller en el Gobierno de Hugo Chávez. «Hoy tenemos más de 10.378 pasaportes venezolanos que fueron emitidos bajo la autorización de Maduro y de oficinas de identidad de Venezuela a personas nacidas en Siria, Líbano e Irán, pero además a personas que no tienen ningún tipo de relación con Venezuela». Para el año 2017 por cada día que estuvo abierta la Oficina de Identificación y Extranjería de Venezuela se metían 17 pasaportes a personas nacidas en Irán en Líbano y en Siria, fuera del país.

Paparoni incluye a diplomáticos islámicos que pasan como venezolanos. «En comparación, por cada día que estuvo esta oficina abierta, se emitían cuatro pasaportes a venezolanos fuera del país. Aquí es esa la comparación de los números. ¿Por qué tendría Nicolás Maduro que tener la prioridad de entregar pasaportes a grupos extranjeros en vez de entregárselos a los venezolanos, con lo difícil que ha sido la identidad venezolana?».

Narcotráfico

Estos documentos no levantan alertas en ningún aeropuerto. «Hoy lo que estamos diciendo es que Maduro está dando pasaportes e identidades legales a personas que los están utilizando con fines de terrorismo, financiamiento del terrorismo o narcotráfico. He aquí lo peligroso de las relaciones que ha mantenido Maduro con todos estos sectores y grupos», añade el diputado.

El Hizbolá mantiene relaciones con la guerrilla colombiana ELN y la disidencia de las FARC. En Venezuela «consiguieron no solamente una zona segura sino también un centro de financiamiento y de lavado de dinero».

Maduro les ha entregado a los grupos narcoterroristas e islámicos la explotación de minas de oro en el Arco Minero en el estado Bolívar para que se financien a través de la estatal Minerven como empleados explosivistas. «Nosotros hemos calculado que en cuanto a toneladas de oro que han sido utilizadas por esta disidencia de las FARC y el ELN que se aproxima a casi un billón de dólares a partir del año 2018 hasta la fecha», dice.

Paparoni señala que Venezuela ha sido usada posiblemente como un centro de occidentalización de los grupos islámicos para lo que son todas estas estructuras, es decir, conocer las costumbres, donde puedas aprender el idioma, donde pueda además entrar en relaciones con la cultura occidental y seguir exportando y seguir tejiendo esas redes que han mantenido Hizbolá en todo el mundo y que son tan peligrosas.

Fuente: ABC
Share on Google Plus

0 comentarios:

Publicar un comentario