Iom Haatzmaut / Israel a los 72 - Un Milagro con Raíces Históricas. Por Natalio Steiner


Hay quienes piensan que el surgimiento del estado judío es una consecuencia directa del Holocausto. Es más, el ex presidente de los EE.UU., Barak Obama, que conoce poco y nada de la historia del estado judío, lo sostuvo en el discurso que diera hace varios años en la universidad del Cairo.

La verdad es a la inversa. El asesinato masivo de 6.000.000 de judíos por los nazis casi puso fin al sueño de un estado judío soberano en la tierra de Israel. Gran parte de la judería de Europa Oriental, candidatos naturales a la aliá por las persecuciones del zarismo primero y del comunismo después, era el reservorio judío de una aliá que contribuiría a la creación del estado judío. La mayoría de ellos fue asesinado por los nazis.

En su testimonio frente a la comisión Peel en 1937 ( una comisión británica que propuso partir ya en ese entonces la tierra de Israel en dos estados ) el líder sionista Zeev Jabotinsky expresaba que el objetivo del sionismo es la creación de un estado hebreo en ambas orillas del Jordán; un estado, en sus palabras, "que podría contener a la población árabe y sus hijos y a millones de judíos ". Por ese enttonces vivían en Israel cerca de 400.000 judíos. En la guerra murieron muchos millones más. Luego de la guerra de la Independencia ( 1948) para los líderes sionistas quedó claro que en la tierra de Israel no hay suficiente cantidad de judíos como para sostener un estado a ambos lados del Jordán ( tal como en 1917 lo proponía la declaración Balfour y lo refrendaba la Liga de las Naciones en 1921 durante la conferencia de San Remo ). No solo eso: la cantidad de judíos era escasa para sostener un estado judío ya en un solo lado del Jordán.

Adj Amín el Husseini, el famoso mufti de Jerusalem ( gran autoridad religiosa palestina de aquellos tiempos ) entendió muy bien las ventajas de la eliminación de los judíos por parte de los nazis, hecho que vendría acompañado de poner fin a las aspiraciones sionistas y por ello pactó en forma infame con Hitler en 1942. También líderes árabes en Egipto tenían esperanzas en un triunfo nazi y el colapso británico en Medio Oriente. A pesar de este y otros obstáculos los judíos de Israel y los restos del judaísmo europeo lograron burlar las iniciativas británicas en la tierra de Israel que buscaban frenar o retardar la aliá y el surgimiento de Israel por presiones de los árabes.

La liberación de Auschwitz por los soviéticos el 27-01-1945 fue consagrado desde 2005 por la ONU como el día internacional en recuerdo del Holocausto.

En Israel y el mundo judío el día originalmente asignado era el 19-04-1943 cuando estalló la revuelta del guetto de Varsovia pero luego de la creación de Israel el día fue postergado al 27 de nisán para evitar que coincida con Pesaj. El mundo judío decidió realzar la gesta de la revuelta y el Holocausto y no solo la masacre.

Varsovia fue la primera revuelta civil armada intensa contra los nazis en toda la Europa ocupada. Los héroes de Varsovia sabían que no tenían chances de vencer a los alemanes. Ellos no recibieron ayuda ni de Washington, Londres o Moscú. Solo un año luego de la revuelta, cuando los nazis ya habían aniquilado a casi 1/3 del pueblo judío, el mundo comprendió la importancia de la revuelta del guetto de Varsovia. Hoy, la rebelión en los guettos, es considerada como un capítulo inseparable de la historia de la segunda guerra.

En vísperas de la revuelta de Varsovia, el 18-04-1943, León Rudel, uno de los líderes de la rebelión, le diría a sus compañeros de batalla : " Todos moriremos aquí. Algunos en batalla con armas en la mano; otros serán sacrificados en vano pero llegará el día, luego de algunos años, cuando se escriba la historia de la lucha contra el conquistador nazi, también nos van a recordar. Y quien sabe, quizas seamos parte de la pequeña Judea que se rebeló a la gran Roma, símbolo de la resistencia del espíritu judío que no puede oprimirse ".

Algo de las palabras de Rudel estan presentes hoy en el largo conflicto árabe-israelí : el problema de nuestros enemigos no es la magnitud del estado judío;el problema es el estado judío. Vale la pena tenerlo en cuenta.
Share on Google Plus

0 comentarios:

Publicar un comentario