Economía de Israel seguirá en crecimiento pese a la crisis por el COVID-19

Antes de la pandemia por el coronavirus, la Oficina Central de Estadísticas de Israel informó que la economía de Israel creció un 3,3% en 2019. Si bien esta tasa es ligeramente inferior a la de 2018, del 3,4%, sigue siendo la más alta de los países occidentales, casi el doble de la media de la OCDE, del 1,7%.


La economía israelí puede sufrir en 2020 a causa del virus, junto con las economías de otras naciones, pero no sufrirá tanto. Un informe de Shoshanna Solomon en The Times of Israel describe una empresa emergente israelí, Nanoscent, que ha desarrollado un microchip que permite a los dispositivos electrónicos “oler” los olores. La empresa, que ha recaudado varios millones de dólares para este trabajo, ha comenzado a probar su tecnología en el Hospital Tel Hashomer para ver si puede detectar a los infectados con COVID-19 con una simple prueba de aliento nasal de 30 segundos, un enfoque ideal para fines de detección masiva.

Tampoco es el único ejemplo reciente. El 27 de abril, se informó que la empresa estadounidense de juegos y gráficos informáticos Nvidia había comprado Mellanox, una empresa israelí que se especializa en servidores de alta velocidad, por 7.000 millones de dólares.

De hecho, las exportaciones israelíes aumentaron en un 70% en el último decenio, principalmente debido a las crecientes exportaciones de alta tecnología. En un artículo anterior del Times of Israel (14 de enero de 2020), Solomon señaló que un número cada vez mayor de empresas multinacionales han estado comprando empresas y tecnologías israelíes y estableciendo centros locales de investigación y desarrollo (I&D).

El libro de 2009 Start-Up Nation describió la historia del milagro económico de Israel, y de hecho la expresión “nación emergente” es ahora ampliamente aceptada para referirse a Israel. En una entrevista reciente, uno de los coautores del libro, Saul Singer, señaló que la situación de las empresas emergentes en Israel ha madurado. Hay más empresarios en serie que han creado múltiples empresas, y sus experiencias, buenas y malas, significan que tienen más posibilidades de éxito. Y muchos empresarios están interesados en algo más que en el éxito financiero; quieren hacer algo que crean que es significativo para el mundo.

¿A qué se atribuye este asombroso éxito en Israel? Según el libro, no se debe a ninguna ventaja inherente conferida por la etnia o la religión. Señalan el efecto del servicio obligatorio en el ejército y la elevada población inmigrante de Israel. El ejército israelí, las FDI, es una organización no jerárquica que fomenta la improvisación y el cuestionamiento de la autoridad, mientras que los inmigrantes están más dispuestos a correr riesgos.

El reciente libro de Jared Diamond, Upheaval (2019), ofrece una respuesta más prosaica a la pregunta. El libro, que consta de siete estudios de caso de naciones, señala la conexión entre el gasto en I&D y la fortaleza económica de un país, especialmente en lo que respecta a los países pobres en recursos naturales. Bueno, ¿adivinen qué? Cuando se expresa como porcentaje del producto interno bruto (PIB), Israel gasta más en I&D que cualquier otro país del mundo, y en la mayoría de los casos la diferencia es significativa. El valor para Israel es del 4,8%, frente al 3,5% de Japón, el 2,5% de Alemania, el 2,0% de China, el 1,8% de EE.UU. y el 1,7% de Canadá. Sólo Corea del Sur se acerca a Israel.

Delegaciones de muchos países, incluyendo India y China, así como algunas de países árabes, han visitado para aprender de Israel. El interés en la innovación israelí se ha multiplicado hasta el punto de que Israel 21c, una revista online americana y organización sin ánimo de lucro que describe los desarrollos de alta tecnología israelíes, anuncia una variedad de visitas a la escena de las start-up israelíes. De hecho, Jon Medved, destacado empresario y capitalista de riesgo israelí, ha descrito la numerosa empresa extranjera y los funcionarios gubernamentales que visitan Israel para averiguar cómo duplicar el éxito de Israel, como un nuevo tipo de “peregrinación” a Tierra Santa.

Fuente: Algemeiner

https://israelnoticias.com/economia/economia-israel-crecimiento-crisis-coronavirus/?utm_source=feedburner&utm_medium=feed&utm_campaign=Feed%3A+israelnoticiascom+%28Noticias+de+Israel%29

Share on Google Plus

0 comentarios:

Publicar un comentario