Escuelas de la ONU en Gaza enseñan la «Jihad» a los niños

 El contenido educativo producido por el Organismo de Obras Públicas y Socorro de las Naciones Unidas (UNRWA) está lleno de odio y aliento a la yihad, la violencia y el martirio, y totalmente desprovisto de cualquier material que promueva la paz y la creación de la paz, según el instituto de investigación IMPACT-se con sede en la Universidad Hebrea de Jerusalem.

IMPACT-se se describe a sí mismo como una “organización de investigación, política y promoción que supervisa y analiza la educación”, según “las normas internacionales sobre la paz y la tolerancia derivadas de las declaraciones y resoluciones de la UNESCO”.

Según el informe, los niños de la Franja de Gaza son llamados a “defender la patria con sangre”.

Puede adoptar la forma de un problema matemático en el que se pide a los alumnos que identifiquen el número correcto de mártires desde la Primera Intifada, hasta la completa erradicación de Israel, un Estado miembro de la ONU, en cualquier mapa que aparezca en los libros creados por el UNRWA, y que todo el territorio sea etiquetado como una Palestina moderna sin líneas de demarcación.

Cuando se menciona a Israel, normalmente se le llama “El Enemigo” u “Ocupación Sionista”, una clara violación de los principios de neutralidad de la ONU que se espera que el UNRWA priorice, explicó IMPACT-se en la investigación.

El informe continúa exponiendo las conspiraciones propagadas en el material educativo, como la calumnia de que los “sionistas” incendiaron deliberadamente la mezquita de Al-Aqsa y que Israel vierte deliberadamente residuos radiactivos y tóxicos en Cisjordania. 

Según IMPACT-se, este material creado por el UNRWA es, en algunos lugares, más extremista que el material de la Autoridad Palestina que complementa.

Esto incluye contenido que denuncia la cooperación económica israelí-palestina, que va en contra de los esfuerzos de cooperación apoyados internacionalmente.

En respuesta a un informe anterior de IMPACT-se, el Comisionado General del UNRWA, Phillippe Lazzarini, afirmó en el Parlamento Europeo que “no hay lugar para ninguna enseñanza que fomente la violencia, la discriminación, el racismo y el antisemitismo”.

Lazzarini declaró además en una entrevista de prensa del Jerusalem Post: “Seamos claros: No hay ninguna glorificación de los mártires en las enseñanzas en las escuelas de la UNRWA… La UNRWA también está en desacuerdo con este ejemplo [la glorificación de Dalal Mugrabi]… La UNRWA ha dado instrucciones claras de que esto no se enseñe en las escuelas”.

IMPACT-se afirmó además que “sus conclusiones muestran que estos materiales del UNRWA dirigen claramente a los estudiantes a aprender sobre Dalal Mugrabi, perpetradora de un acto terrorista que mató a 38 personas, incluyendo 13 niños”, afirmando que en el material del organismo, ella se caracteriza como un modelo a seguir. 

El director general de IMPACT-se, Marcus Sheff, explicó que el año pasado, Lazzarini “lanzó una encantadora ofensiva, prometiendo a los políticos y a los medios de comunicación que las escuelas del UNRWA son ‘un refugio para la tolerancia’. Pero la realidad es que a través de su material de marca propia, la UNRWA es cómplice de la radicalización de los escolares [palestinos] a través de la glorificación de los terroristas, el estímulo a la violencia y la enseñanza de calumnias de sangre”.

Sheff añadió: “Seamos claros: el UNRWA es una organización de las Naciones Unidas, financiada por la comunidad internacional de donantes. La mayor parte de su presupuesto se destina a la educación. No es irrazonable que los países donantes se aseguren de que sus fondos no se utilicen para enseñar el odio, o que los posibles donantes realicen la debida diligencia de los materiales escolares del UNRWA antes de transferir los fondos.

“Durante años, la UNRWA se ha negado rotundamente a hacer público su ‘Marco curricular’ que, según afirma, combate la incitación en los libros de texto palestinos”, dijo. “Ahora sabemos por qué: Algunos de sus propios contenidos son incluso peores que los de la Autoridad Palestina”.

Sheff concluyó: “Después de persuadir a los gobiernos y legisladores durante los últimos meses y sin haber presentado nunca pruebas de que la UNRWA no incita a los niños, el Sr. Lazzarini tiene que explicar cómo ocurrió esto en su turno, y qué pretende hacer al respecto”.


Fuente: Israel Noticias

Share on Google Plus

0 comentarios:

Publicar un comentario