Israel: Ministerio de Exteriores promueve Estándar Verde en embajadas y consulados

 El Ministerio de Relaciones Exteriores lanzó el martes un estándar verde innovador que su sede de Jerusalén y las 108 misiones en el extranjero deberán cumplir.

Las misiones en el extranjero se clasificarán anualmente en rendimiento ecológico en todo, desde el reciclaje y la eficiencia energética hasta la concienciación de la comunidad local.

Revelado durante la conferencia climática de la ONU, el estándar obligará a cada embajada y consulado a ganar al menos 60 de un máximo de 100 puntos.

Para fomentar la competencia, las misiones se clasificarán anualmente sobre la base de sus credenciales ecológicas.

Se otorgará un premio a los ganadores, aunque aún no se ha decidido la naturaleza precisa de ese premio.

Se espera que la iniciativa, una creación de Yaron Reuveni, del departamento de operaciones del Ministerio de Relaciones Exteriores, y el embajador Gideon Bechar, enviado especial para el clima de Israel, cambie profundamente no solo la forma en que las misiones operan internamente, sino también la forma en que actúan para crear conciencia sobre el medio ambiente y la crisis climática en las comunidades en las que están estacionadas, informó The Times of Israel.

“La crisis climática es el problema y el desafío más importante que enfrenta el mundo”, dijo el ministro de Relaciones Exteriores, Yair Lapid, y agregó: “Estoy muy orgulloso de la movilización del Ministerio de Relaciones Exteriores por la ‘diplomacia verde‘. Es la medida correcta, tanto moral como políticamente”.

Los puntos se distribuyen en ocho categorías, que van desde la compra de suministros ecológicos y el tratamiento de residuos a través de la reducción, reutilización y reciclaje hasta la eficiencia energética y del agua, el transporte, el trabajo en la comunidad local y la residencia del embajador.

Cada categoría se divide en subcláusulas que enumeran los pasos obligatorios y opcionales.

La categoría de transporte, por ejemplo, hace obligatorio el fomento del transporte público, pero también ofrece puntos opcionales para reducir el uso de automóviles con motores de combustión, organizar el transporte en grupo al trabajo para el personal e inspirarlo a ir en bicicleta a la oficina, o al menos a compartir el viaje.

De los 60 puntos mínimos, 31 son obligatorios.

Todas las misiones deberán designar a un miembro del personal encargado de implementar el estándar ecológico, y los pasos para ganar los puntos se integrarán en los planes de trabajo anuales.

Los funcionarios esperan que la norma sea adoptada por otros ministerios israelíes y otras organizaciones en el extranjero, desde ministerios gubernamentales hasta empresas.

Fuente: ©EnlaceJudío