Unión Europea aprueba resolución que condena el antisemitismo en libros escolares palestinos

El jueves, el Parlamento de la Unión Europea aprobó una resolución condenando a la Autoridad Palestina por seguir incluyendo el discurso de odio y la violencia en los libros de texto.


La resolución dice que el Parlamento Europeo, la rama legislativa de la Unión Europea, “está preocupada de que el material conflictivo en los libros de texto de las escuelas palestinas aún no ha sido eliminado y está preocupada por la continua falta de acción efectiva contra el discurso de odio y la violencia en los libros de texto”.

Añadió que “los sueldos de los maestros y trabajadores de la educación, financiados por la Unión [Europea]… se utilicen para elaborar y enseñar planes de estudio que reflejen las normas de la UNESCO en materia de paz, tolerancia, coexistencia y no violencia”.

Este informe parlamentario, elaborado en marzo, examina los gastos de la Unión Europea para 2018 y fue preparado por Monika Hohlmeier, miembro del Partido Popular Europeo y miembro de la Comisión Parlamentaria de Control Presupuestario.

El informe podría tener implicaciones en la forma en que la Unión Europea asigna su presupuesto en el futuro.

En una cláusula separada, que no señalaba a los palestinos, la resolución subrayaba la necesidad de “garantizar que ningún fondo de la Unión… se utilice para financiar libros de texto y material educativo que inciten a la radicalización religiosa, la intolerancia, la violencia étnica y el martirio entre los niños”.

En el informe se instaba además a la Comisión Europea, el poder ejecutivo de la Unión Europea, “a que se asegure de que todas las terceras entidades utilicen los fondos de la Unión únicamente para proporcionar libros de texto y material didáctico que reflejen los valores comunes y cumplan plenamente las normas de la UNESCO que promueven la paz, la tolerancia y la coexistencia en la educación escolar”.

Las resoluciones sobre esta cuestión -tres de un conjunto de 468 resoluciones presupuestarias- fueron aprobadas por al menos 400 legisladores en el Parlamento Europeo, compuesto por 705 miembros.

El Instituto de Supervisión de la Paz y la Tolerancia Cultural en la Educación Escolar (IMPACT-se), órgano de supervisión de Israel para los libros de texto palestinos, declaró que el Parlamento Europeo estaba “claramente sorprendido por el continuo pago de subsidios masivos al sector educativo palestino, que se está convirtiendo rápidamente en uno de los programas de estudios más odiosos, violentos y extremos del mundo”.

El Grupo informó de que, desde septiembre de 2016, el Parlamento Europeo estaba “claramente abrumado por la continuación de las subvenciones masivas al sector educativo palestino, que se está convirtiendo rápidamente en uno de los programas de estudios más odiosos, violentos y extremos del mundo”. La UE ha transferido unos 1.000 millones de euros (1.080 millones de dólares) al sector educativo palestino desde septiembre de 2016.

Los funcionarios de la Unión Europea dijeron que el próximo informe sobre el plan de estudios de las escuelas palestinas seguirá siendo confidencial, según los informes de IMPACT.

“La calificación del informe no tiene sentido y, francamente, parece muy sospechoso”, dijo el presidente de IMPACT, Markus Sheff, en un comunicado.

ELNET, una organización sin fines de lucro dedicada a fortalecer las relaciones entre Europa e Israel, acogió con beneplácito la resolución, calificándola de “un gran logro para la seguridad de Israel, pero también para preparar el terreno para la futura coexistencia”.

La rama europea del Comité Judío Americano, el Instituto Transatlántico AJC, elogió la iniciativa y pidió al órgano ejecutivo de la UE que encontrara fondos para promover la paz y la tolerancia en las escuelas.

“El Parlamento Europeo merece elogios por denunciar la incitación sistemática de la Autoridad Palestina en los libros de texto escolares. Al poner en guardia tanto a Ramallah como a la Comisión de la UE, los legisladores adoptaron una postura clara contra el mal uso de los fondos de la UE para envenenar las mentes de los jóvenes palestinos”, dijo Daniel Schwammenthal, director del Instituto Transatlántico AJC.

“La incitación palestina sigue siendo uno de los principales obstáculos para la solución de dos Estados acordada con Israel”, dijo Schwamenthal.

“Fue gracias a la investigación crítica de IMPACT que la incitación desenfrenada anti-israelí y anti-judía fue expuesta en las escuelas de la Autoridad Palestina financiadas por los contribuyentes europeos”, añadió Schwammenthal.

En abril de 2018. El Parlamento Europeo aprobó una ley destinada a evitar el contenido de odio en los libros de texto de las escuelas palestinas.

En octubre de 2018, el Comité Parlamentario de Presupuesto recomendó la congelación de más de 17 millones de dólares de ayuda a la Autoridad Palestina en sus libros de texto.

Fuente: Times Of Israel / Israel Noticias
Share on Google Plus

0 comentarios:

Publicar un comentario