Tropas de Assad asesinan civiles en la última zona controlada por los rebeldes en Siria

Los bombardeos y ataques aéreos de las fuerzas del régimen de Assad sirio mataron al menos a tres civiles el miércoles en el noroeste de Siria, donde decenas de pueblos, incluidos los principales bastiones rebeldes de la última zona controlada por la oposición, han sido capturados en los últimos días.


El nuevo empuje de las tropas de Assad respaldadas por Rusia podría empeorar la crisis humanitaria que ha desplazado a casi un millón de personas y dejado más de 300 civiles muertos desde principios de diciembre.

El Grupo de Coordinación de la Respuesta Siria, un grupo de socorro que opera en el noroeste del país, dijo que las fuerzas gubernamentales habían atacado numerosos objetivos civiles en las últimas 24 horas, entre ellos ocho escuelas, tres centros médicos y varios asentamientos en los que se habían refugiado personas desplazadas por los combates.

La declaración del grupo condenó el “silencio de la comunidad internacional” calificándolo de “invitación abierta” a las fuerzas gubernamentales respaldadas por Rusia para que continúen su asalto.

La violencia se produjo cuando estaba previsto que una delegación rusa llegara a Turquía más tarde el miércoles para reanudar las conversaciones encaminadas a aliviar las tensiones en la región noroccidental de Idlib. La zona es el último bastión del país controlado por los rebeldes y la campaña militar del gobierno de Siria allí, respaldada por Rusia, ha creado una catástrofe humanitaria con más de 900.000 personas desplazadas de sus hogares en casi tres meses.

Turquía y Rusia apoyan a grupos rivales en el conflicto en Siria y en las últimas semanas Ankara ha enviado miles de tropas turcas a Idlib. Los enfrentamientos entre las tropas de Turquía y Siria en lo que va de mes han dejado 16 soldados turcos muertos.

Los activistas de la oposición en Siria dijeron que las fuerzas del gobierno bombardearon un convoy militar turco en una carretera cerca del pueblo noroccidental de Bara el miércoles. No hubo noticias inmediatas sobre las bajas.

El martes, las tropas de Assad derribaron un avión teledirigido turco sobre Idlib, diciendo que estaba llevando a cabo una misión de reconocimiento sobre una ciudad recientemente capturada por las fuerzas gubernamentales.

En una declaración del ejército sirio se decía que las fuerzas gubernamentales habían capturado, además de docenas de aldeas, algunas colinas estratégicas en las profundidades de las zonas fuertemente fortificadas que habían estado en poder de los insurgentes. Se decía que las aldeas capturadas incluían antiguas fortalezas como Kafranbel, Has, Kfar Sajneh y al-Dar al-Kabira.

El anuncio se produjo un día después de que los bombardeos y ataques aéreos en la provincia de Idlib dejaran por lo menos 16 civiles muertos, entre ellos estudiantes y maestros de una escuela de la capital de la provincia, también llamada Idlib.

Según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos, un grupo de oposición que supervisa la guerra, y el activista Hadi Abdullah, que reside en Idlib, un ataque aéreo contra la aldea de Arnabeh, controlada por los rebeldes, mató a tres personas el miércoles por la mañana.

Un médico de Idlib dijo en un vídeo publicado el martes que las condiciones médicas se están deteriorando en Idlib.

“La situación médica está empeorando cada vez más”, dijo el médico que se identificó como Ihsan Eidi. El video fue publicado por una organización de caridad conocida como Islamic Relief Worldwide. El doctor dijo que más de 50 hospitales y centros de salud han dejado de funcionar en los últimos nueve meses debido al empeoramiento de las condiciones.

“Teníamos poco equipo y la mayor parte fue dañada por las bombas, desafortunadamente”, dijo el doctor. Añadió que con el flujo de personas desplazadas en el clima frío, los asentamientos de tiendas de campaña se han hacinado, lo que hace que las enfermedades se propaguen con mayor facilidad.

También el miércoles, un coche bomba hirió a un funcionario palestino cerca de la capital Damasco, según el Observatorio y la emisora de radio progubernamental Sham FM. El nombre del funcionario herido en el suburbio de Qatana en Damasco no se ha hecho público.

En: Israel Hayom / Traducción de Noticias de Israel

Share on Google Plus

0 comentarios:

Publicar un comentario